top of page

TENER VAGINA


Por R RAMOS-PEREA

El otro día planificaba una actividad cultural, un seminario donde hablarán las personas más autorizadas en la materia que me propongo discutir.

Hablaba con mis socios y escogimos los nombres de dos catedráticos y una catedrática que están altamente capacitados y han publicado libros y ensayos y son profesores universitarios sobre el tema. La capacidad intelectual de los tres es indiscutible y podría decir insuperable.

Pero una de mis consejeros me dice: “Tienes que poner otra mujer para que haya paridad”.

Me quedé pensando un momento en la proposición y le dije que no conocía otro catedrático mujer especialista en ese tema, y yo en ese tema me precio de conocer a los especialistas porque también soy uno de ellos.

Pero ella insistió bajo el argumento de que no sería justo, ni igualitario, ni inclusivo, que solo una mujer estuviera en ese seminario. Me reiteré y ella reforzó su insistencia con actitud y algo de altanería feminista con amargo sabor a regaño.

Lo cierto es que después de respirar hondo varias veces, de calmar la furia que ya empezaba a salírseme por mis gónadas, le dije:

“Ok. ¿Es decir... que tengo que abrir espacio para una mujer, que no es especialista en el tema del seminario, por el intrascendente y estulto hecho de tener una vagina y no por su intelecto?”

A lo que mi consejera me contestó: “si no quieres que te tilden de machista, TIENES que hacerlo”.

“Bueno… -contesté ya muy encajonado- pues como a mis canas me rosa el izquierdo si me llaman machista, la otra mujer esa no va y punto”.

Y rematé…

“Cuando todas esas mujeres que planifican foros, actividades, seminarios, festivales y cuanta cosa cultural se inventan para la mujer, coloquen hombres en ellas EN PARIDAD DE NÚMERO, me avisan que yo las incluyo en las mías, aunque no sepan un carajo de lo que hablan. Digo, solo porque hoy en día, ¡ESTA CLARÍSIMO! tener vagina o pene es más importante que tener cerebro.”

26 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page